03 abril 2014

Determinando la causa de los fallos en los motores eléctricos




Se estima que el 92 % de los fallos de los motores eléctricos ocurren en el arranque. La mayoría de estos fallos ocurren debido a la baja resistencia. También son comunes los fallos por sobre-corriente.
Los motores eléctricos son una parte esencial de la vida diaria como muchos sistemas, aplicaciones, y servicios dependen de ellos. Los motores hoy en día tienen una larga vida en servicio y requieren un mínimo nivel de mantenimiento para estar seguros que trabajan eficientemente. En grandes edificios, los motores se mantienen sobre una base regular porque necesitan operar en continuo; un pequeño problema puede causar grandes pérdidas a la organización.




Usualmente en grandes organizaciones, se lleva a cabo un programa de mantenimiento de motores que origina que los fallos de los motores se identifiquen y se tomen algunos pasos para evitarlos o disminuir su impacto. Los motores necesitan ser inspeccionados regularmente, y necesitan realizarse otras operaciones de mantenimiento para asegurar su operación eficiente. Cuando ocurre un problema, se corregirá inmediatamente para evitar pérdidas mayores.

Causas comunes de los fallos en motores eléctricos
Hay seis causas principales de fallos de los motores eléctricos:
1.  Sobrecorriente (Sobrecarga eléctrica): En condiciones de operación diferentes, los dispositivos eléctricos a veces extraerán más corriente que su capacidad total. Este evento impredecible ocurrirá muy repentinamente e impactará en gran medida en el motor. Para evitar la sobrecorriente, hay algunos dispositivos que necesitan instalarse de forma que puede prevenirse que ocurra. Estos dispositivos usualmente se cablearán en los circuitos y automáticamente cortarán la cantidad extra de corriente que fluirá en el circuito.
2.   Baja resistencia: La mayoría de los fallos del motor ocurren como consecuencia de la baja resistencia de aislamiento. Este asunto es considerado como el más difícil de manejar. En las etapas iniciales de la instalación del motor, la resistencia del aislamiento es observada como más de mil megaohmios. Después de algún tiempo, el rendimiento del aislamiento comienza a degradarse a un nivel alarmante debido a que la resistencia comienza a decaer gradualmente. Después de mucha investigación, se ha encontrado una solución que puede prevenir fallos por baja resistencia. Son dispositivos automáticos que ensayan la resistencia del aislamiento de vez en cuando. Es importante que la resistencia al aislamiento sea controlada a intervalos regulares.
3. Sobrecalentamiento excesivo en motores puede causar problemas de rendimiento. El sobrecalentamiento causa que el aislamiento del devanado del motor se deteriore rápidamente. Por cada diez grados centígrados que se eleve la temperatura, la vida del aislamiento se recortará a la mitad. Se ha concluido que más del 55 % de los fallos de aislamiento se deben a sobrecalentamientos.
El sobrecalentamiento ocurre por numerosos factores. Cada motor eléctrico tiene una temperatura de diseño. Si un motor arranca con un valor de corriente bajo, arranca operando en una condición mucho más caliente que la temperatura de diseño. Es muy importante que los motores se acoplen con sus valores de corriente ideales.
El sobrecalentamiento también ocurre cuando un motor eléctrico es forzado para operar en un ambiente de alta temperatura. Esto causa que la tasa a la que el calor puede conducirse se reduzca a un ritmo alarmante. El área donde los motores eléctricos están operando debe tener un sistema de refrigeración apropiado y un sistema de ventilación estará disponible en caso de que el sistema de refrigeración pare de trabajar.
4. Suciedad: La suciedad es una de las principales fuentes que pueden causar daños en los motores eléctricos. El daño puede causarse en los motores eléctricos bloqueando el ventilador de refrigeración por lo que la temperatura se elevará. Esto puede también afectar el valor de aislamiento del aislamiento del devanado. Se tomarán pasos apropiados para prevenir la suciedad en los motores. Están disponibles dispositivos de apantallamiento para ser usados en estos propósitos.
5.  Humedad: La humedad también afecta el rendimiento de los motores eléctricos. Esto en gran medida contribuye a la corrosión de los ejes del motor, rodamiento y rotores. Esto puede también llevar a fallos en el aislamiento.
6.   Vibraciones: Hay numerosas causas posibles de vibración, tales como el desalineamiento del motor. La corrosión de piezas puede también causar vibraciones en el motor. El alineamiento del motor se controlará para controlar esta cuestión.
Bibliografía:

Determining Causes for Electric Motor Failure. Bright Hub Engineering
Publicar un comentario en la entrada