01 julio 2013

Guía para plantear proyectos con sistemas de recuperación de energía térmica residual (7ª PARTE)


Oficina cívica, Nueva Zelanda
En este proyecto se instaló en el techo una planta de trigeneración. La recuperación del calor residual se integró desde el comienzo, para cumplir las demandas del edificio con un sistema que ofrece una alta eficiencia total.
La planta se alimenta con biogás, que se distribuye por tuberías desde el vertedero de Burwood. Sin embargo antes de que la tubería alcance las oficinas cívicas, se alimenta una piscina en la ciudad para proporcionar los requerimientos del sitio.
El biogás inicialmente se quemaba para generar electricidad para su uso en el edificio.
El calor residual se recupera de diferentes formas desde el proceso de combustión inicial.
En primer lugar, la carcasa del motor se refrigera por agua.
En segundo lugar el aceite usado para lubricación se pasa a través de un intercambiador de calor para quitar el calor para su uso posterior y enfriamiento del aceite al mismo tiempo.
En tercer lugar el calor se recupera desde un intercooler que se sitúa en la cámara de combustión del proceso primario, localizado para ayudar a alcanzar los requerimientos térmicos totales del proceso total.
Estos tres procesos de recuperación de calor son sistemas de bucle cerrado, que permiten un control cercano de la presión, caudal del fluido y contaminantes en estos sistemas.
Finalmente los gases de los humos del proceso de combustión inicial también se capturan vía un intercambiador de calor, que permite la recuperación de la energía contenida en el gas de los humos.
El agua caliente recuperada se transmite a 353 ºC o 363 ºK dependiendo de los requerimientos necesarios para su uso en el interior de los edificios. Estos pueden incluir calefacción, agua caliente doméstica o para los requerimientos de calor de un sistema de enfriamiento por absorción, que se incluye en el edificio para propósitos de enfriamiento.
El biogás del vertedero de Christchurch en Burwood consiste en dos componentes principales, metano y dióxido de carbono.
Resultados finales
El resultado deseado del sistema total fue tanto energía eléctrica como energía térmica, con el componente térmico de energía entrando desde el lado caliente de los residuos del sistema.
La energía térmica se requiere para propósitos de enfriamiento y calentamiento, vía una enfriadora de absorción.
El ahorro de energía calculado del sistema fue £230.000 por año, ofreciendo un payback de tres años.
Bibliografía:
Industrial Waste heat energy recovery systems – technology overview and approaches for selection of system. Department of Mechanical Engineering. Master of Science in Renewable Energy Systems and the Environment. 2010
Palabras clave:

Waste heat recovery technology, waste heat energy recovery system, waste heat recovery processes
Publicar un comentario en la entrada