05 agosto 2011

Eficiencia en calderas (IV). Planificación del uso del equipo. Limitaciones según la temperatura exterior



Ver 3ª PARTE

Las calderas cuyo único uso es el de calefacción pueden limitar su operación utilizando como referencia la temperatura del aire exterior. Este método es barato, fiable, y no requiere mucho esfuerzo. Su eficacia es elevada ya que realmente la caldera responde a las condiciones climáticas. Con esta medida controlaremos tanto la caldera como el equipo auxiliar de planta; y para ello utilizaremos un sensor de temperatura del aire exterior.


Donde usar este método

La aplicación usual de este método es una planta de calderas que se utiliza solamente para calefacción. Las cargas de todos los servicios abastecidos por la planta de caldera dependerán de la climatología.

Si una fracción pequeña de la carga de la planta de la caldera no está relacionada con el clima del mismo modo que el resto de la carga, se considerará preferiblemente el uso de equipos de calefacción separados para aquellas aplicaciones. Por ejemplo, pueden instalarse calentadores de agua localizados que permitan cerrar la planta de la caldera durante los meses calurosos.

Usando la temperatura del aire exterior para controlar la operación de la planta de la caldera se ahorra energía del siguiente modo:

·         Apagando equipos de calefacción de uso final que tienden a derrochar energía cuando el tiempo es suave. Un ejemplo común donde esta medida puede aplicarse son los complejos de apartamentos, las bases militares, centros educativos, etc. Los edificios cuyas ventanas pueden abrirse son especialmente vulnerables al derroche energético de la energía de calefacción. Sin embargo, las instalaciones con un buen control termostático de usuario final tienen pocas pérdidas de este tipo.

·         Reduciendo pérdidas de standby y distribución: Un sistema de calderas sufre pérdida de calor incluso donde no hay calentamiento de uso final. Los grandes sistemas de calentamiento central con tuberías de distribución en pobres condiciones pueden tener grandes pérdidas incluso cuando no hay carga de calentamiento o de uso final. Por otra parte, los sistemas de calentamiento de vapor en viviendas familiares típicas tienen pocas pérdidas de este tipo.

·         Reduciendo la operación del equipo auxiliar: Las plantas de calefacción continúan usando energía de bombas, independientemente de la carga, a menos que la planta completa se apague. Los sistemas de calefacción de vapor típicamente tienen menos cargas auxiliares durante los periodos de clima suave.

¿Cómo instalar el sensor de temperatura auxiliar?

El único aspecto crítico de este método es la correcta instalación de un sensor de temperatura apto para exteriores. Si no se hace correctamente, este método causar a disconfort.

Ahorro potencial

El ahorro potencial aplicando esta medida será una disminución del 0,2 al 5 % del consumo de energía de calefacción total. La inversión se recupera en un periodo corto, que dependerá de los controles existentes y la mayor o menor dificultad para instalar el termostato de aire exterior. El periodo de recuperación de la inversión será de uno a varios años.

Para controlar el rendimiento deben verificarse de inspeccionar los controles a intervalos planificados para asegurar que están trabajando apropiadamente.

Ver 5ª PARTE
Publicar un comentario