16 febrero 2011

El petróleo continua su senda ascendente


Cotización del Brent
En eficiencia energética y productividad el precio del petróleo es un condicionante principal pues conforme va variando acorta o alarga el payback en cualquier inversión. Su influencia es tal que con los precios actuales muchos proyectos de eficiencia energética acortan su recuperación.

Pero no solamente el precio del petróleo influye en la rentabilidad de los proyectos de eficiencia energética, sino que debemos también considerar a la segunda variable con mayor importancia, la cotización del dólar.

Veamos qué está ocurriendo en este inicio de 2011 respecto a lo que ocurrió cuando en 2008 el petróleo tocó máximos históricos.

Como vemos en la siguiente gráfica la diferencia es que en aquellos momentos el dólar estaba muy débil respecto al euro mientras que ahora no lo está. Ahora está en una situación bastante más estable del rango 1.25 - 1.40.

Cotización EURO/USD
¿Qué puede significar esto?

En el corto plazo, la depreciación del dólar no afecta la oferta y la demanda, pero sí afecta la especulación y la inversión en los mercados de futuros del petróleo. Cuando el dólar baja, las materias primas --inclusive el petróleo-- atraen a los inversores y por eso suben de precio.

Es por ello que la situación actual difiere sensiblemente de la de 2008. En aquel año había un componente especulativo que impulsaba los precios de las materias primas, pero ahora no lo hay. En consecuencia, la subida de los precios de las materias primas sólo puede tener un origen, y ese origen no es otro que la demanda de los países emergentes y especialmente China.

¿Qué otras diferencias encontramos respecto a 2008?

La subida del petróleo en 2008 coincidió con un periodo de tiempo en el que el dólar estaba históricamente bajo, pero ahora no es así. Ahora tenemos un nuevo componentes que perturba el actual escenario y es la crisis de deuda de las economías periféricas de Europa, entre las que encontramos España. El euro baja su cotización y ello conlleva que la repercusión en la inflación sea mucho mayor ahora que en 2008, y por eso las gasolinas están en máximos histórico aun cuando el petróleo está aún lejos de sus cotizaciones máximas.

¿Qué sucede a efectos de evaluar proyectos de eficiencia energética?

A efectos de estudios de ingeniería lo más importante a nuestro parecer es que podemos estar ante un escenario de costes altos de materias primas y petróleo más prolongados que en 2008. Puesto que realmente el precio del petróleo se repercute al usuario con unos seis meses de retraso y la demanda no parece retroceder el incremento puede ser paulatino. En ese sentido apuntan todas las previsiones que venimos estudiando.

Pero aparte del precio del petróleo debemos tener cuidado especialmente con la cotización del dólar respecto al euro, algo que tendrá mucho que ver con la evolución de la crisis de deuda y en particular co la situación de España.

Por último, debemos considerar lo que venimos viendo en los últimos días en muchos países del mundo, y es que estamos en unos niveles de precio de la energía que están perturbando seriamente la paz social (ver Recopilación de noticias sobre el alza de los precios de la energía). Este fenómeno está detrás de la actual situación en el mundo árabe y alcanza ya incluso a países como Irán con costes energéticos históricamente bajos. Son mucho más sensibles aún los países más dependientes del petróleo por no ser productores o aquellos cuya energía se obtiene de fuentes fluctuantes como la hidroeléctrica (Venezuela o Chile, por ejemplo).

La incidencia en la productividad de las empresas que estos movimientos de variables va a tener es alta, y el incremento de la demanda de soluciones energéticas es un hecho en todo el mundo, y en España es el sector que parece mejor está sorteando la crisis (La fabricación de productos relacionados con la energía es el sector industrial que más crece en Europa).
Publicar un comentario en la entrada