29 marzo 2010

Viviendas eficientes con ventilación forzada

La eficiencia energética puede ayudarnos a ahorrar importantes cantidades de energía, pero no debemos olvidar que también es importante la ventilación.
Todas las casas necesitan ventilación para reducir la humedad, olores, y otros contaminantes. Contaminantes tales como formaldeidos, compuestos orgánicos volátiles y radón, que pueden causar problemas para la salud se acumulan en las viviendas mal ventiladas. El exceso de humedad generado dentro de las casas necesita ser eliminado antes de que unos niveles elevados originen problemas.
Estrategias de ventilación
Para asegurar una adecuada ventilación, ASHRAE dice que en un área donde viven personas debe haber una tasa de cambio de 0,35 cada hora, 0 15 cfm (pies por minuto) por persona, el que sea mayor.
Ventilación natural
El movimiento de aire no controlado en un edificio a través de grietas o pequeños orificios a través de puertas y ventanas es el método tradicional de permitir que el aire fresco reemplace al del interior. Hoy en día, debido a los sistemas de calefacción y refrigeración centralizados y al deseo de privacidad las ventanas se usan poco, así que la infiltración es el medio principal de ventilación. Pero la infiltración natural no es controlable. En periodos de clima suave las viviendas pueden estar insuficientemente ventiladas. Si la casa está muy bien aislada tendrá una ventilación insuficiente la mayor parte del tiempo. Las viviendas con excesiva infiltración pueden experimentar costes de energía elevados. Otro problema de la infiltración es que puede entrar aire contaminado.
Ventilación forzada
.
El uso de ventiladores y conductos para renovar el aire es un buen sistema, que puede usarse en viviendas bien aisladas. Estos ventiladores deben calcularse para que sólo proporcionen aire fresco y quiten contaminantes en los lugares y momentos en los que se necesite.
El uso de ventiladores localizados (cocina y baños) quitan rápidamente contaminantes de su fuente. ASHRAE recomienda ventilación continua o intermitente en baños y cocinas como alternativa a ventanas: 20-50 cfm para baños y 25-100 cfm para cocinas, respectivamente.
Los sistemas de ventilación trabajan depresurizando el edificio. Reducen la presión del aire interior por debajo de la presión del aire exterior, extrayendo el aire interior mientras que el aire del exterior se filtra por grietas.
Los sistemas de ventilación son relativamente simples y fáciles de instalar. Típicamente, un sistema de ventilación está compuesto un sistema de ventilación de escape está compuesto por un ventilador centralmente localizado, y un punto de salida de la casa único. Una opción de diseño preferible es conectar el ventilador a conductos desde varias habitaciones (preferiblemente habitaciones donde tienden a generarse los contaminantes. Venteos a través de las ventanas o paredes ajustables y pasivos pueden instalarse en otras habitaciones para introducir aire fresco en vez de depender de las grietas en la envolvente del edificio. Sin embargo, su uso puede no ser eficaz debido a las grandes diferencias de presión que son inducidas pro el ventilador. Un ventilador instalado en un baño y operando de forma continua puede representar también un sistema de ventilación en su forma más simple.
.
¿En qué clima es más interesante este sistema?
.
Los sistemas de ventilación son más aplicables en climas fríos. En climas con veranos cálidos y húmedos, la despresurización puede arrastrar el aire húmedo al interior de cavidades de las paredes, donde se condensa y puede causar daños por humedad. Por ejemplo, además de arrastrar aire fresco del exterior, pueden arrastrar radón o moho de las grietas, polvo de un ático, humo de un garage adyacente, o gases de humos.
.
Sistema de alimentación suministrando aire
.
Los sistemas que suminiatran aire trabajan presurizando el edificio. Usan un ventilador para forzar el aire exterior en el edificio mientras que el aire sale por grietas del edificio.
Los sistemas de ventilación deben permitir controlar el aire que entra en la casa. Presurizando la vivienda se evita la entrada de contaminantes del exterior. También permite la presurización filtrar el aire del exterior para quitar polen, polvo o humedad.
Estos sistemas son aplicables especialmente en climas cálidos o mixtos.

Sistemas de ventilación equilibrados

Los sistemas de ventilación equilibrados ni presurizan ni de-presurizan una casa. Lo que hace este sistema es introducir y extraer aire fresco y contaminado en las mismas cantidades.

Un sistema equilibrado usualmente tiene dos ventiladores y dos sistemas de conductos de aire para facilitar suministro de aire fresco y extración en lugares adecuados.

Sistemas de ventilación con recuperación de calor, equilibrados

Un tipo especial de sistema de ventilación equilibrado añade una unidad de recuperación de calor al diseño básico. La unidad de recuperación de calor reduce los costes de calentamiento y enfriamiento del sistema de ventilación transfiriendo calor del aire del interior caliente al aire fresco que se está reponiendo, y viceversa en verano.

Integración de sistemas de aire acondicionado y calefacción con aire forzado

Integrando el sistema de ventilación con el sistema de aire acondicionado y calefacción pueden reducirse los costes del sistema de ventilación al hacer uso compartido de ventiladores y conductos para distribuir el aire en el interior de la casa.

Bibliografía:

Whole-House Ventilation Systems. Technology Facti Sheet. Building Technologies Program. Office of Energy Efficiency and Renewable Energy. U.S. Department of Energy

Publicar un comentario