12 diciembre 2008

Nuevo método para inspeccionar tuberías inaccesibles

Dos productos idénticos en apariencia pueden ser muy diferentes entre sí, y lo mismo podemos decir de dos procesos de producción similares. Donde se desvelan las diferencias no es en la apariencia sino sobre todo en la utilización, y una de las disciplinas más importantes a tener en cuenta es la de la inspección de productos y servicios. En ese sentido, los costes de sofisticados sistemas de inspección como la termografía de infrarrojos o los equipos de ultrasonidos han disminuido mucho en estos últimos años. Es por tanto que gestores de planta e ingenieros deben conocer en detalle las prestaciones de las últimas tecnologías disponibles. El problema de la corrosión en las tuberías La corrosión y otros factores son responsables de la reducción del área transversal de las tuberías, un problema que provoca un disfuncionamiento global en un sinfín de actividades industriales. La mayoría de los métodos de ensayo no destructivos pueden medir el área útil de una tubería con exactitud, pero tan sólo en áreas pequeñas, ya que inspeccionar el 100 % de las tuberías resulta muy costoso. En la práctica se hacen mediciones del espesor en varios puntos y se estima el estado general. Sin embargo, esto sólo puede hacerse si se tiene acceso a la cara externa de la tubería, pero muchas están aisladas, con revestimiento exterior o enterradas. Nuevo método de inspección de tuberías La industria del petróleo acaba de desarrollar un nuevo método que soluciona los problemas anteriores. Con este procedimiento pueden realizarse gran número de tests y resolver problemas de corrosión de forma exigente. Con el nuevo método lo que se hace es inspeccionar tuberías de gran longitud por medio de un sensor que usa las características ultrasónicas de las llamadas “ondas guiadas”. Esta nueva técnica ha reducido dramáticamente el trabajo de retirada del aislamiento, colocación de andamios, restauración, y trabajos técnicos de inspección. Con este método, las ondas guiadas por ultrasonidos pueden excitarse desde una localización de fácil acceso y propagarse por muchos metros de la tubería. El retorno del eco nos indicará la presencia de corrosión u otros problemas en las tuberías. El método en sí, lo que hace es que aplica la tecnología convencional de ultrasonidos y con otra configuración y elementos transductores ultrasónicos consigue detectar los problemas.
Palabras clave: guided waves
Publicar un comentario