01 diciembre 2008

La nueva tendencia, el euro fuerte

Las monedas más débiles están resistiendo con dificultades la crisis de liquidez, pues el miedo que existe a la crisis bancaria hace que los que en un país tienen "liquidez" busquen comprar divisas más estables. Es un círculo vicioso que ha dañado ya a las divisas de las economías emergentes y a otras más estables como las bálticas o incluso la todopoderosa libra esterlina. El dólar como moneda refugio tampoco parece muy segura, por lo que la tendencia del euro es al alza.

En este breve artículo hablamos de la tendencia del euro para incidir sobre las noticias cada vez más frecuentes según las cuales incluso la libra esterlina se plantea seriamente entrar en el euro.

¿Qué efectos puede tener todo esto?

Bueno, para los que disponen de euros la cosa está clara, desde luego ha llegado el momento de invertir fuera, pues encontraremos auténticas gangas. Sin embargo, la producción en países de la zona euro verá resentirse aún más su capacidad competitiva internacional. Para España es especialmente nociva la fortaleza del euro puesto que como hemos visto (ver "Un breve análisis de los últimos indicadores económicos") uno de los grandes problemas que tiene España es su capacidad para vender fuera lo que aquí produce.

Como solución, pues hay poco margen, pero este debe pasar sin duda a que se potencie el outsourcing en países no pertenecientes a la zona euro, que cada vez son más competitivos.

También tenemos que tener en cuenta otra cosa, y es que los países de fuera de la zona euro están sufriendo fuertes presiones para subir los tipos de interés, algo que ya hemos visto últimamente en el Báltico y en Rusia.

Publicar un comentario