21 mayo 2008

Los transportadores de robots

Siguiendo con lo comentado en otro artículo sobre la selección de robots de soldaduras, dirigidos especialmente a las grandes piezas, iniciamos un nuevo post para hablar del os transportadores robots. Insistimos en que para optimizar la producción de una planta industrial hay que trabajar mucho sobre la distribución en planta, junto con los datos del proceso, que podrán ser cuantificados directamente o mediante instrumentación. El problema se plantea cuando hemos decidido comprar un robot de soldadura para utilizarlo con piezas de gran tamaño, y ahora viene otro paso que debemos orientar correctamente. La elección adecuada de los sistemas de movilidad y transporte del robot nos permitirán ahorra mucho dinero y aumentar la productividad de nuestras operaciones de soldadura. Una vez decidido que necesitamos un robot, y que debe ir sobre transportadores, estudiaremos el movimiento del robot en 3D. Necesitamos saber dónde tiene que llegar el robot y qué alternativas tenemos para ello. Las opciones que tenemos son las siguientes:
  • Trayectoria fija sobre pared: El robot puede desplazarse por una trayectoria fija sobre una pared, y elevada. De esta forma, el robot puede alcanzar partes más amplias e incluso cavidades. El diseño de este sistema es diferente al de los transportadores de suelo, y va soportado sobre pilares, lo cual añade un coste añadido a la instalación. Es decir, este sistema es más práctico que el robot en el suelo, ya que interfiere menos en la producción, pero es más caro sobre todo en instalaciones ya existentes. Si se trata de un centro de producción nuevo, en los cálculos estructurales puede contemplarse esta instalación, de forma similar a lo que se hace con un puente grúa.
  • Pórticos lineales: Instalar un robot sobre pórtico, si bien no nos proporciona el recorrido del sistema anterior, si que nos permite aliviar la presión en el punto de trabajo y aumentar la movilidad del robot al añadir ejes adicionales de movimiento. El eje Y de desplazamiento permite acceder a piezas de mayor anchura al proporcionar un movimiento perpendicular a la longitud del desplazamiento. Un eje vertical Z permite que un robot alcance mayor profundidad en las cavidades. Con este tipo de pórticos se puede conseguir que un robot de alcance corto pueda ser usado reduciendo los requerimientos de transmisión del pórtico. Los pórticos incrementan considerablemente el coste de un robot, pero es la única manera de procesar piezas muy grandes. Otra solución puede ser utilizar un robot móvil por un carril que rodee la pieza, y esta alternativa suele ser más barata que el pórtico elevado. Normalmente esta solución se combina con un posicionador de piezas que permite girarlas para facilitar el acceso del robot. La mayoría de los robots disponen de software que permite coordinar todos los ejes (robot, base, y posicionador) para alcanzar soldaduras continuas o circunferenciales de un simple paso.
  • Pórticos radiales: Los pórticos radiales proporcionan una de las soluciones para transportadores elevados de robots más económicas. Una base rotatoria es menso cara que un eje lineal, pero el pescante tiene una longitud fija. Sin embargo, un único robot montado en un pescante de dos o tres metros puede expandir su volumen de trabajo hasta diez veces su capacidad inicial. El robot es tan flexible que podemos montarlo donde más nos interese: techo, pared o suelo; pero en la elección adecuada obtendremos pequeñas aportaciones de productividad.

En conclusión, las dimensiones de las piezas dictan generalmente el método de transporte para el robot, y en función de nuestras necesidades particulares habrá soluciones más o menos económicas.

Bibliografía: Robotic transporters for large weldment. Robotics online.

Publicar un comentario