30 mayo 2008

El boom de las materias primas. ¡No hemos visto nada todavía!

Nos enfrentamos a una situación económica muy cambiante, en la que ante la bajada brusca de una serie de negocios éxitosos, vemos el ascenso fulgurante de otras iniciativas empresariales de gran éxito. Pero lo importante es el largo plazo, y para ello debemos analizar exhaustivamente los datos disponibles, será la mejor forma de minimizar el riesgo de equivocarnos. El título de este artículo se hace eco de un análisis realizado por Market Oracle sobre los precios de las materias primas, que usaremos para escribirlo. Es un tema tan candente que hay que prestar atención casi diaria. Venimos insistiendo en otros artículos en la importancia que tiene saber adaptarse al momento en el que estamos viviendo; creemos que pese a las dificultades que van a pasar muchos colectivos, las empresas tendrán capacidad para regular su actividad, pero siempre direccionadas hacia la eficiencia y competitividad. Hoy escuchamos a los pescadores y transportistas pedir ayuda a la administración, y desde luego irán surgiendo otros colectivos. Pero la solución no es la ayuda de la administración, puesto que el problema lo tiene el país en su conjunto, el mundo podríamos decir; y es por ello necesario un cambio de estrategia antes que una ayuda puntual que no resolverá nada. ¿Cómo va a evolucionar la situación? Crece la demanda: Hoy hemos sabido que el precio del cobre y del níquel, han caído en los mercados internacionales. El níquel lleva cayendo varios días por la caída de la demanda de acero inoxidable, mientras que el cobre también ha visto disminuir su disminución por una cierta relajación de la demanda china. El Aluminio, según WorldNews, ha seguido subiendo de precio, ante las compras especulativas (The Australian business) ante una posible escasez de suministros en China. Muchos dólares se están invirtiendo en el peligroso juego de especular con el precio de los metales. Pero pese a la volatilidad que puntualmente pueda producirse en momentos de máximos, lo cierto es que:

  • La demanda de cobre se incrementará en China un 15 % en 2008, y en la India lo hará un 10 %.
  • La demanda en Asia de alimentos crece más rápido de lo que lo hace el PIB de las economías asiáticas, y se espera un incremento del 50 % de aquí a 2020.
  • La demanda de petróleo en China, contrastando con lo que ocurre en occidente, se ha disparado ya un 8 % el primer trimestre del año.

La demanda que está surgiendo de Asia es el fenómeno más destacable, y condicionante, que estamos viviendo en los últimos años. Pero la demanda no solamente aumenta la demanda en Asia, en casi todo el globo sigue aumentando la demanda de materias primas.

  • Oro: Según el World Gold Council, la demanda de oro adquirido en dólares alcanzó la cifra de 20.900 millones en el primer trimestre de 2008. Ello supone un incremento del 20 % respecto al año anterior, y cifras que duplican las transaciones de oro que tenían lugar hace pocos años.
  • Petróleo: Las previsiones de la IEA han establecido una demanda para 2008 que alcanzará los 86,8 millones de barriles diarios. La cifra se incrementará un millón de barriles por año en los próximos cinco años, y en 2030 alcanzará la cifra de 115 millones de barriles diarios.
  • Acero: La demanda de acero global alcanzará en 2011 los 1,35 millones de toneladas en 2011, con un incremento espectacular del 88 % en comparación con 2001.
  • Cemento: La demanda global de cemento crecerá un 5,3 % hasta 2012, pero el tirón vendrá de los países en desarrollo. India experimentará el crecimiento más rápido.
  • Platino: En 2007, la demanda creció un 8,6 %, hasta un record de 7,03 millones de onzas.
  • Productos agrícolas: La demanda se incrementará un 50 % en los próximos 20 años.

Este crecimiento tendrá lugar descontando el derrumbamiento de la economía norteamericana, que es el mayor consumidor del mundo; y el estancamiento en la segunda economía del mundo: La Unión Europea. Los tiempos están cambiando, y hay que saber verlo a tiempo. Menguan los suministros: Como resulta previsible ante este boom sin precedentes en la historia de la humanidad, la capacidad para abastecer la demanda es insuficiente, y en retroceso. Es más, prácticamente la producción de todas las materias primas está cayendo. Los datos más significativos son:

  • Platino: El mercado global del platino acabó 2007 con un déficit de 480.000 onzas.
  • Oro: El suministro de oro decreció un 3 %, hasta 3.469 toneladas métricas.
  • Petróleo: Según ya ha reconocido la Agencia Internacional de la Energía, estamos más justitos de petróleo que lo que se había previsto hace poco tiempo. Se pensaba que se podrían producir 116 millones de barriles diarios hasta 2030, pero ahora con suerte se podrá llegar a los 100 millones.
  • Cobre: El cobre no reciclado tan solo supone un 2,3 % adicional que entra en el mercado. Las reservas decobre controladas por LME se han hundido más de un tercio desde principios de año.
  • Cereales: Los inventarios de cereles están bajo mínimos. En el caso del trigo, por ejemplo, estamos a los niveles más bajos conocidos en los últimos treinta años. También el arroz, con un inventariode 72 millones de toneladas a finales de año, está a niveles históricamente bajos.

Debilidad del dólar: La debilidad del dólar tiene el efecto de impulsar hacia arriba los precios de todas las materias primas. Si el dólar sigue cayendo las expectativas de inflación a nivel mundial son realmente alarmentes. Pasividad de los bancos centrales: Tras el descalabro de las bolsas del pasado agosto, y la crisis del “credit crunch”, los bancos centrales de todo el mundo no se atreven a mover ficha para controlar la inflación de la única forma que pueden hacerlo: Subiendo los tipos de interés. Ya hemos comentado en otros artículos por qué sucede esto. Conflictos bélicos: Las zonas productoras de petróleo suelen estar inmersas en conflictos bélicos. Muy probablemente sea el petróleo quien hace aparecer los conflictos, pero lo cierto es que se encarece la explotación y se crean incertidumbres sobre el suministro. Como consecuencia de todo esto, las previsiones que venimos leyendo en distintos medios apuntan a un incremento paulatino del precio de todas las materias primas en los próximos meses.

Publicar un comentario