05 abril 2009

La Unión Europea fomenta el uso de las TI para conseguir mejorar la eficiencia energética

La Unión Europea es altamente deficitaria en producción de energía, y entre las estrategias políticas empleadas para paliar este problema destaca el impulso que se pretende dar a la eficiencia energética. Mediante estrategias de eficiencia en la utilización de la energía la UE trata de combatir el cambio climático e impulsar la recuperación económica. Entre las medidas aprobadas por la UE mencionamos en esta ocasión una comunicación con la que pretende reducirse el consumo energético utilizando tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC). Los estudios científicos han demostrado que el uso de sistemas que permitan la utilización de TICs pueden reducir el consumo de energía en los edificios hasta un 17 % y la emisión de carbono en la logística del transporte puede reducirse hasta un 27 %. Según la UE el uso de estas tecnologías pueden reducir en Europa las emisiones de CO2 alrededor de un 15 % en 2020, y para ello es necesario el uso de sistemas de gestión que controlen el uso de la energía en fábricas, oficinas, espacios públicos y hogares. Resultados de recientes pruebas en los estados miembros indican que los consumidores reducirán el consumo de la energía tanto como un 10 % usando sistemas de medición inteligentes. Las herramientas de software pueden también ser utilizadas para medir el rendimiento energético a nivel de sistema, proporcionando información y datos sobre la forma de configurar los sistemas para optimiza el rendimiento energético y controlar los costes de una forma más efectiva. Según la UE, otras herramientas tales como eCommerce, telecommuting y “advanced collaboration technologies” pueden también reducir la demanda de energía y otros recursos materiales. La UE también está presionando al sector TIC para reducir su propia responsabilidad en las emisiones de CO2, y el objetivo es alcanzar el 20 % en 2015. Actualmente el sector TIC es responsable del 2 % de las emisiones de CO2: 1,75 % procede del uso de productos y servicios TIC, y 0,25 % de su producción. La Comisión Europea ha adoptado recientemente dos regulaciones de eco-diseño que se espera que ahorren tanto como la producción anual de 20 plantas de potencia de 20 Mw de potencia cada uno. El movimiento se espera que elimine 32 millones de toneladas de CO2.
Bibliografía:
  • COMMUNICATION FROM THE COMMISSION TO THE EUROPEAN PARLIAMENT, THE COUNCIL, THE EUROPEAN ECONOMIC AND SOCIAL COMMITTEE AND THE COMMITTEE OF THE REGIONS. on mobilising Information and Communication Technologies to facilitate the transition to an energy-efficient, low-carbon economy
Publicar un comentario