02 junio 2008

Descripción de las nuevas tecnologías para obtener energía del océano

La frenética carrera que repentinamente se ha desatado para obtener energía de todas las fuentes posibles ha recuperado también una vieja idea: Producir energía a partir de los movimientos de las olas y mareas. El objetivo es obtener la energía a partir de la energía cinética de las olas. Repasamos en este artículo el renacimiento de la energía marina, como un medio más para tratar de paliar la preocupante escasez de energía que sufre la humanidad. Diversas tecnologías están ensayándose para tratar de obtener energía del mar, y uno de los lugares elegidos es Bay of Fundy. En el sureste de Canadá, entre las provincias de New Brunswick y Nova Scotia. En Bay of Fundy tienen lugar las mareas más altas del mundo. El primer proyecto implementado en Bay of Fund ha sido la Royal Generating Station in Nova Scotia, con una capacidad de 18 Mw. Esta planta es la única estación generadora comercial con energía de las mareas operando en Norteamérica, y una de las tres existentes en el mundo. Su tecnología, basada en un sistema de presa, es similar a la construida en 1966 en Rance River, Francia, una instalación mayor con una capacidad de 240 MW y una producción anual de 600 GWh. El tercer proyecto que está actualmente operativo es Kislaya Guba, un proyecto de 400 kW en el noroeste de Rusia. Las actuales preocupaciones por la energía han llevado al desarrollo de varios proyectos innovadores para obtener energía de las mareas. Estas nueva ideas incluyen la energía de las olas, la energía de las corrientes del océano, la energía del gradiente de salinidad, y la energía térmica del océano. Varios proyectos se están ensayando actualmente a modo de prototipo. En Bay of Fundy, por ejemplo, las empresas de generación canadienses planean desarrollar granjas a gran escala en la región, aprovechando los últimos modelos de turbinas. Otro sistema que se está desarrollando son turbinas sumergidas en el mar, o flotantes, con boyas ancladas en el mar y con capacidad para producir energía. Si nos centramos en las olas, el potencial es realmente enorme, pues los cálculos realizados estiman que se podría producir entre el 10 y 50 % de la energía requerida por la humanidad a partir de las olas. Entre las tecnologías más destacables tenemos:
  • Pelamis: Pelamis ha desarrollado un prototipo flotante. Tres de estos dispositivos tienen capacidad para produciri 2,5 MW a plena capacidad, y la primera granja de olas ya se ha instalado en Aquaçora, al norte de Portugal. El dispositivo depende del movimiento vertical que tiene lugar en una ola, que tiene capacidad para mover las uniones articulares de cada unidad, y de esta forma se consigue aceite a alta presión que es direccionado hacia los motores generadores hidráulicos.
  • Tecnología de boyas: El concepto de boya típicamente consiste en anclar dispositivos de boyas modulares alejadas de la costa y en áreas con el mar picado. La tecnología AquaBuOY convierte el componente vertical de la energía cinética de las olas en electricidad simplemente direccionando el agua presurizada a través de una bomba con un acoplamiento en dos tiempos que acciona un generador impulsado por una turbina. La energía va a la costa mediante un cable submarino. La primera planta de estas características se está construyendo en Figueira de Foz, Portugal, con una potencia inicial de 2 MW, ampliable a una planta de 100 MW si el proyecto tiene éxito.
  • Tecnología de rotura de olas en la línea de costa: La tecnología Voith Siemens Hydro se integra en una estación de generación de hormigón integrada en un proyecto de protección de costas. Utiliza unas turbinas con capacidad de generación está entre 20-100 kw, que se basan en el principio de la columna de agua (OWC). Las olas crean oscilaciones en la superficie del agua en una cámara hueca parcialmente sumergida que está abierta por el fondo. Las oscilaciones continuamente comprimen y descomprimen una columna de aire encima de la cámara. La diferencia de presión convierte la energía rotacional en electricidad vía un generador impulsado por una turbina. La primera central de este tipo se está construyendo en Mutriko (España).
  • Tecnología de barcazas flotantes: El Wave Dragon es una gran barcaza flotante con turbinas que producen energía. Este sistema concentra el frente de la ola hacia una rampa en el frente de la estructura. Esto incrementa la altura de la ola, que actúa como si fuese la costa. Las olas rompen contra un depósito y la energía se genera cuando el agua fluye a través de las turbinas situadas en el fondo de la estructura. Actualmente se está construyendo una planta de 7 MW en Pembrokeshire, al sur de Gales.
  • Energía de las mareas: La diferencia más significativa respecto a las tecnologías anteriores solamente ocurre en las zonas más próximas a la superficie. Es un sistema más selectivo ya que solo algunas regiones en el mundo albergan mareas adecuadas para poder aprovechar este tipo de energía. El aprovechamiento de esta energía tiene lugar a partir de presas y esclusas que accionan turbinas.

Palabras clave: Buoy technology, breakwater and shoreline technology, water column principle, floating barge technology

Bibliografía: A new wave: Ocean Power. Power Business. Vol. 152. Nº 5. May 2008

Publicar un comentario